Alcalde del Carmen del Darien en el Chocó, asegura que la tragedia por temporada invernal se pudo evitar.

Luego del desbordamiento del Río Atrato, en el departamento del Chocó, las autoridades del municipio Carmen del Darién señalaron que esta emergencia se pudo evitar si el Gobierno Nacional con el tratamiento oportuno de los jarillones que encausan este afluente hídrico hacia el mar.

Herlin Ibargüen, alcalde de esta municipalidad, sostuvo que hasta el momento son más de 1.200 familias afectadas por cuenta del desbordamiento del río Atrato y que pese a que ya dieron aviso a las autoridades regionales y nacionales, no han recibido una respuesta que les brinde tranquilidad.

“No tenemos recursos para prevenir el riesgo, a esta hora ya hemos ejecutado casi todo el presupuesto y no hay cómo atender la problemática, ya hicimos el censo y la atención primaria y ahora esperamos la ayuda de las autoridades”, dijo el funcionario.

El Alcalde del Carmen del Darién señaló que la crisis que enfrenta su población es reflejo de la desatención que han vivido por parte del Gobierno Nacional, ya que los recursos que perciben son insuficientes para atender los requerimientos de la comunidad.

“El mensaje que nosotros tenemos es decirle al Gobierno que ponga más sus ojos en nuestra población, las ayudas que se dan son muy mínimas, nosotros también somos Colombia y necesitamos la ayuda del gobierno nacional”, dijo Ibargüen.

Por el desbordamiento del río Jiguamiandó en Chocó, calles y viviendas ubicadas a orillas del afluente, en jurisdicción de El Carmen del Darién, quedaron totalmente inundadas. Las autoridades reportaron que la situación es “precaria”, toda vez que el agua superó el metro y medio de altura y es imposible transitar por la zona.

COMPARTIRShare on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on LinkedIn0Print this page

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*